Lenguaje y Comunicación en el Sujeto con Discapacidad Intelectual

Lic. Gisela Marinone

2018:

CLASE 1 2018
clase 2 lenguaje 2018
Clase 3DESARROLLO SEMÁNTICO 2018
Clase 4 sintaxis 2018
CLASE 5 lenguaje 2018
Clase 6Organización léxico 18
Clase 7rganización morfosintáctica 18
clase 8 discurso 18

 

2017

clase-1
clase-2
clase-3desarrollo-semantico
clase-4-sintaxis
clase-5
clase-6organizacion-lexico
clase-7rganizacion-morfosintactica
clase-8-discurso

2016

Nadie duda del aporte de la neurología a nuestra salud ciudadana. La investigación en ese campo es crucial. Ahora bien, otra cosa es el traslado de los avances neurológicos a los procesos de enseñanza-aprendizaje en el aula. Hay mucha discusión sobre las denominadas neurociencias en el aula.  Los debates científicos son siempre bienvenidos. Y los investigadores tenemos nuestras posiciones, a veces coincidentes, a veces disidentes. La ciencia es un campo de disputa de paradigmas, corrientes, tradiciones. Pero hay investigación seria y otra muy dudosa. Entonces, no se trata de desconocer los aportes de las neurociencias a la educación. Lo que es preciso denunciar son aquellos discursos racistas biologicistas que, en nombre de un supuesto rigor científico, están atravesando políticas e instancias de formación y capacitación docente. El éxito o fracaso escolar, no está en el cerebro de los sujetos que aprenden y, mucho menos, se puede sostener que los pobres aprenden de un modo diferencial. Para muestra basta un botón. Tómense un rato largo y escuchen esta conferencia sobre “Cómo ¿aprende? el cerebro de un niño que vive en contexto de pobreza”. El título es prejuicioso. Es un largo discurso sin base científica seria, de corte netamente ideológico, que a mí me rebela. En un momento, refiere a la “pobreza mental”. No existe la pobreza mental; existe la pobreza material. Y no se aloja en los cerebros sino en el orden social. En otro pasaje afirma que “los niños pobres no necesitan tanto contenido. Necesitan una mente disciplinada”. Por favor, si lo hacen circular, que sea con un comentario crítico, ya que es peligroso que se escuche sin advertencias. Porque es un discurso de un sentido común conservador que refuerza creencias racistas (el racismo de clase, el racismo de la inteligencia) muy arraigadas en nuestras sociedades desiguales. Nosotros, que investigamos y capacitamos en violencia en la escuela, jamás (incluso por razones éticas) hablaríamos del “caso Pedro” (el adjetivado “alumno violento”) y mucho menos mostraríamos su foto para denigrarlo en público, como se lo hace. La humillación y la inferiorización académica es una práctica que condeno. Qué pena que una asociación que contribuye a difundir aportes de las neurociencias cuelgue una conferencia para educadores tan lamentable. (Carina Kaplan)

Proyecto de cátedra. Lenguaje y comunicaciòn en el sujeto con discapacidad intelectual. 3er año 2016

Evelio Cabrejo: leer para construir la psiquis de los niños

 

//www.elpais.com.uy/cultural/acto-leer-compartir-michele-petit.html